Gamification Of Life by VFS Digital Design
Gamification of Life :: VFS Digital Design

Gamificación: ¿A quién no le gusta jugar?

Tiempo de lectura aprox.: 3 minutos

Muchas de las tareas, que realizamos en nuestro día a día, resultan de lo más aburridas y las opciones que nos quedan son procrastinarlas o realizarlas a regañadientes y, por tanto, acabamos dedicándole más tiempo del que sería necesario. Con las técnicas de gamificación (también denominadas ludificación) podemos cambiar el enfoque de esas tareas, convirtiéndolas en algo más atractivas y, por tanto, aumentando nuestra motivación y rendimiento.

La gamificación es un conjunto de técnicas de juegos utilizadas en cualquier actividad no lúdica que nos ayuda a aumentar nuestra motivación para poder conseguir nuestra meta de una forma más productiva. Este tipo de estrategia logra, en cualquier equipo o persona, una mayor implicación en cualquier actividad que de otra forma sería imposible de ejecutar. Visualizar de forma cuantificable cualquier meta supone algo tangible por lo que luchar (no algo subjetivo como que le pueda gustar a tu jefe).

Bases de la gamificación

Para poder entender mejor estas técnicas es necesario conocer los pilares en los que se basa:

  • Mecánicas de juego: Las reglas que se van a utilizar dentro de una actividad que tienen que ver con un juego. Por ejemplo, sistemas de puntos, sistema de insignias, respuestas del resto del equipo como refuerzo positivo.
  • Dinámicas de juego: Cualquier aspecto de la actividad que te ayuda a seguir realizándola. Por ejemplo, obtener una recompensa, status, reconocimiento…
  • Componentes del juego: Las aplicaciones necesarias para convertir esa actividad en un juego.

Objetivos de la gamificación

Dependiendo de los objetivos que se desee obtener, se diseñará un tipo de estrategia u otra. Algunos de los beneficios que se buscan con estas técnicas son:

  • Fomentar la colaboración y participación de los empleados.
  • Aumentar la competitividad.
  • Mejorar la productividad.
  • Mantener la motivación.
  • Captar nuevos clientes.
  • Fidelizar clientes.
  • Aumentar la participación del usuario.
  • Incrementar el compromiso y la comunicación con los clientes.
  • Recolectar información del cliente.

Algunos ejemplos

Existen en el mercado muchísimos productos y plataformas que nos ayudan a mantener la motivación, tanto en el ámbito personal como profesional. Algunos de ellos son:

  • Nike+ o Runkeeper. Aplicaciones que monitorizan paseos, carreras o salidas en bici, mediante el cual competimos con otros amigos o nos marcas tus propias metas.
  • Iberia plus, tarjeta SOY o cualquier tarjeta que por su uso regale puntos canjeables.
  • Coinc o SaveUp. Cuentas de ahorro que utilizan técnicas de gamificación para motivar al ahorrador.
  • Foursquare o HuffPost Predict News. Redes sociales en las que se obtienen recompensas por participar en ellas.
  • Psych. Incluye juegos para incentivar a los televidentes a seguir la serie Psych.
  • The Email Game. Servicio web que ayuda a gestionar la bandeja de entrada.
  • Salesforce. Incluye una variedad de aplicaciones para motivar a los usuarios de su aplicación
  • Yammer o Causecast. Plataformas colaborativas para mejorar la participación de los empleados dentro de una empresa.
  • Getbadges. Aplicación que se integra en una gran cantidad de herramientas de gestión de proyectos y desarrollo de software como Stash, Github, Redmine, Jenkins, Trello, Jira, Bitbucket…
  • Sensores en las cajas del supermercado que se ponen en verde cuando el producto que se va a cobrar se ha escaneado en un tiempo óptimo o rojo si no lo ha hecho.  Al terminar, el cajero visualizará la puntuación en su pantalla y su situación dentro de la clasificación.

Conclusión

Cualquiera se ha dado un capricho por el trabajo bien hecho en algún momento de su vida, y eso ya se puede considerar gamificación. Es más, actualmente la mayoría de las estrategias de marketing de empresas y productos se basan en técnicas de gamificación:

  • Uso de insignias o puntuaciones, dentro de comunidades, por el uso de la plataforma.
  • Uso de pequeños juegos para que el usuario realice una acción (no confundir con advergaming que utiliza los juegos para publicitar su marca).

Sin embargo, incluir este tipo de técnicas dentro de una empresa para mantener motivados a los equipos, puede ser una tarea bastante difícil. No todas las personas se motivan de la misma manera y, en algunos casos, puede suponer el efecto contrario al sentirse obligados a jugar a algo que les roba el tiempo de realizar sus tareas. Aunque se sigue evolucionando en este tipo de servicios, para muchas actividades sigue suponiendo un aderezo artificial que difícilmente convierte a los equipos en grupos productivos y motivados.

1 comentario en “Gamificación: ¿A quién no le gusta jugar?

Deja un comentario